HONDURAS

Catracho deja ser travesti para comenzar a ir a la iglesia «porque Dios me mandó un varón, no me mandó una mujer», declaró

Honduras, 02 ENE — Tras haber estado en el mundo de la homosexualidad durante más de 30 años, el ciudadano hondureño de la etnia misquita, Basilio Flores mejor conocido como «Selena» ha tomado la decisión de salir de ese mundo y aceptar a Dios.

Según recoge el medio HRN, Basilio Flores había tomado la decisión de ser «travesti» desde la edad de 18 años, por lo que comenzó a vestirse como una mujer e incluso tener novios y por último dedicarse a la prostitución.

Basilio recordó que el le dijo a su madre que le gustaba vestirse como mujer y no como hombre; «tuve muchos novios y comenze a vender su cuerpo» comentó.

Fue este 2021, cuando Basilio Flores tomó la decisión de abandonar el mundo de la homosexualidad y acepto a Dios como su único salvador.

«Yo siempre le pedía mi Cristo que me cambiara, porque Dios me mandó un varón, no me mandó una mujer. Yo siempre pedía a mi Cristo, que me cambiara, él me sanó y me envió la respuesta con la vestidura, a él no le agrada», declaró Flores.

Recordó que, luego desde El Sinaí le mandaron la respuesta, que «Dios me iba a sanar de todo lo que yo estaba enfermo, yo si quería sanarme, tenía que cambiar la vestidura y, que me iba a sanar por completo. Él me sanó».

Flores aseguró que» la llegada de Cristo está pronto y hay que estar listo para tocarle el manto, las manos y pies de Cristo». A su vez, lamentó el tiempo perdido sin haberle servido a Dios, ahora enfocará su vida en servirle y luego conformar una familia.

Finalmente, Flores pidió a los jóvenes y a la población en general no jugar con Dios y acercarse a él.

Últimas noticias

To Top